Crítica: Oques Cretines

Nota: 9 sobre 10

“Ha dit que la meva dona és una oca cretina. I la meva dona no és una oca!”. En La Seca Espai Brossa, nos encontraremos perlas como ésta en el montaje Oques Cretines, basado en textos de Karl Valentin.

Oques Cretines nos presenta a personajes que hablan el mismo idioma pero que parece que hablen idiomas diferentes. Entienden las palabras, pero no comprenden lo que oyen. Y las conversaciones más normales y cotidianas acaban rozando el absurdo, para demostrarnos que lo absurdo está al alcance de cualquiera, y que la polisemia es una arma de doble filo (o triple) que puede desencadenar situaciones sorprendentes.

En Oques Cretines, la selección de los textos es fantástica, y la traducción al catalán ha sabido mantener la ironía, el humor y el juego con el idioma. Son doce textos cortos y cada uno es una vuelta de tuerca a más al juego con las palabras. Una sucesión de pequeñas historias que empiezan con mucha fuerza, con un alegato espectacular a favor del teatro, y que mantiene el pulso y el ritmo hasta el final.

Una gran dirección de Lluïsa Mallol hace brillar a los tres intérpretes: Ferran Castells, Josep Maria Mas y Blanca Pàmpols, que mantienen un halo de naturalidad en medio del caos lingüístico y el absurdo más hilarante.

Un montaje que nos recuerda el cabaret berlinés, con canciones y bailes (¡qué tango!), con pocos intérpretes y muchos personajes. Un cabaret que nos hace reír sin que sus intérpretes pierdan en ningún momento su aire serio y circunspecto.

Oques Cretines, en La Seca Espai Brossa, es un montaje para los amantes de los buenos textos, para los que disfrutan con juegos de palabras inteligentes, para los que ríen con el absurdo más cotidiano, para los que saben sacarle la punta a las cosas con buen humor.

espectaculos barcelona

Nicolas Larruy

M'agrada el teatre. Sempre m'ha agradat. El teatre em fa pensar, em remou les entranyes, em commou, em fa riure, em fa plorar, em fa enrabiar... i té la màgia del directe. Sempre és diferent, únic, irrepetible.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *